Festival de la Escuela de baile SEK-Ciudalcampo

Como cada mes de junio, los alumnos de la Escuela de Baile de SEK-Ciudalcampo han celebrado un Festival que ya es tradición en el colegio. Desde Educación Infantil hasta Bachillerato, los participantes demostraron sus habilidades en las disciplinas de ballet, flamenco y funki.

La danza es una forma de expresión artística que va más allá de los movimientos físicos. No solo es un arte visualmente hermoso, es también una disciplina que fomenta valores importantes en quienes la practican.

  • Disciplina. La danza requiere práctica constante, concentración y dedicación. Los bailarines aprenden a seguir instrucciones, a esforzarse y a superar obstáculos.
  • Creatividad. A través de la danza, los artistas pueden expresar sus emociones, contar historias y explorar nuevas formas de movimiento. La creatividad es fundamental para coreógrafos y bailarines.
  • Trabajo en equipo. Muchas formas de danza, como el ballet o las danzas folclóricas, implican trabajar en conjunto con otros bailarines. La coordinación, la sincronización y la confianza son esenciales para lograr una actuación armoniosa.
  • Autoexpresión. La danza permite a los bailarines comunicar sus sentimientos y pensamientos sin palabras. Es una vía para expresar alegría, tristeza, pasión o cualquier otra emoción.
  • Respeto. Los bailarines aprenden a respetar a sus maestros, compañeros y al público. También respetan la historia y la tradición de los diferentes estilos de danza.
  • Persistencia. Superar desafíos técnicos, lesiones o momentos difíciles en la danza requiere perseverancia. La persistencia es clave para alcanzar el éxito.